Lunes, 23 de Octubre de 2017 . Faltan 2026 días para la Madrugá del Viernes Santo

 

Destruida la anterior imagen de Jesús Nazareno durante la guerra civil española, y tras la reorganización de la Hermandad, en la Semana Santa de 1941 ésta procesionó con una imagen provisional.

El 28 de octubre de 1941 D. Emiliano Morales Rivera, párroco de San Pedro, se presentó en el estudio del escultor sevillano Antonio Illanes Rodríguez y adquirió una imagen de un Nazareno conociendo que no podría hacerlo la Hermandad por sí sola debido a la situación económica en la que se encontraba la misma tras la guerra civil. La imagen se compró por 7.000 pesetas, pagando 2.000 con la formalización del contrato el 10 de diciembre de 1941. Antonio Illanes se comprometió a ceder la propiedad de la imagen a D. Emiliano Morales a últimos de diciembre de 1941 o primeros de enero de 1942, cuando se le hubiera realizado en los dedos de ambas manos, especialmente en los de la izquierda, la modificación que indicó D. Emiliano al escultor. De las 7.000 pesetas que importó la imagen del Señor, la Hermandad pagó a D. Emiliano 3.106 pesetas, asumiendo D. Emiliano el resto del coste.

La imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno llegó a Ciudad Real en 1942. Responde al tipo iconográfico del "Cristo Siríaco" y representa el momento de la Pasión en que Cristo, portando la cruz, se dirige hacia el Gólgota. Es de vestir y ha cargado hasta el año 2005 sobre su hombro izquierdo una cruz cilíndrica del mismo escultor que la imagen, Antonio Illanes Rodríguez. Desde el año 2006 porta una cruz tallada por D. Enrique Lobo, en imitación a la tallada por Illanes.

Jesús Nazareno posee barba bífida, un tanto puntiaguda. La cabellera parte de una raya central, cayendo hacia los lados en cascada, formando bucles de rizos ondulados, dejando ver el cuello en el lado izquierdo. La imagen porta una corona de espinas tallada sobre el bloque central. Las cejas están delineadas en forma de suaves "eses", mientras que los ojos presentan unos párpados ligeramente caídos. La nariz es recta y de perfectas proporciones, estando la boca perfectamente modelada, con el labio inferior pronunciando, mostrando la talla de la dentadura. La imagen fue trabajada con la técnica de gubia suelta y movida, consiguiendo un gran realismo expresivo. La imagen está realizada en tamaño natural, con el busto y manos de madera de ciprés y el resto del cuerpo de pino. Las Monjas Mínimas de Daimiel, en el año 1989, hicieron una corona de espinas para Jesús Nazareno, la cual ha sido eliminada, aunque restaurada como patrimonio de la Hermandad, por D. Juan Manuel Miñarro con la restauración llevada a cabo en entre octubre y febrero del año 2006-07 en Sevilla, devolviendo así a la imagen la esencia que en el plasmó Illanes.

Jesús Nazareno procesiona portado por 35 costaleros, sobre un monte compuesto por 400 docenas de claveles rojos. Viste actualmente túnica corta lisa morada y cordón de oro, no procesionando con las túnicas bordadas en oro de 1928 y 1958, aunque en el año 2006 y 2007 ha vestido esta túnica de 1958 durante el Triduo celebrado en su honor. Lleva potencias plateadas (a la derecha) de 1949 u otras doradas de 2007 y carga con una cruz arbórea de 2006 con cantoneras plateadas también de 1949. Jesús Nazareno lleva camisa blanca con cubrebotón de oro y gemelos de oro donados por la familia Lucendo-Dorado.

Nuestro Padre Jesús Nazareno ha sido restaurado en el año 2006-2007 por D. Juan Manuel Miñarro López, Doctor en imaginería y restauración, Catedrático de Escultura y Director de Departamento en la Universidad de Sevilla.

La imagen recibe culto en la Parroquia de San Pedro, presidiendo el altar de la Capilla de San Juan Bautista que Juana Manzolo Treviño de Loaisa construyó en tiempos de los Reyes Católicos para dedicarla a San Juan Bautista. Hasta la última restauración del templo de San Pedro en los años setenta, este retablo poseía un camarín donde podían acceder los fieles y devotos a besar el talón del Cristo.

El cronista D. Julián Alonso Rodríguez hacía esta descripción de Jesús Nazareno en un artículo publicado el miércoles 14 de Abril de 1954 en el Diario Lanza: "Aquel Jesús de San Pedro dolorido, pero no agobiado; gentil; impresionante; mirando al frente; clavando arrepentimientos y prodigando consuelos; con la cruz muy apretada contra el pecho y muy pesada sobre los hombros. Jesús Nazareno erguido sobre el terciopelo rojo de las andas, que barría la larga cola de su túnica, e iluminado con el impreciso parpadeo de las velas de cuatro candelabros. En alumbrar a Jesús a las once de la noche del Jueves Santo y, mucho antes, la Parroquia de San Pedro era incapaz para tanta aglomeración de gente."

(C) Año 2011. Hermandad del Nazareno. Todos los derechos reservados.

La Hermandad no se hace responsable de los comentarios en los Blogs activos.

CASA - HERMANDAD
Alfonso X El Sabio 2, 1ºA
13001 - Ciudad Real